Acompañamiento Emocional

Las mujeres necesitamos de la tribu. Necesitamos de otras mujeres que nos acompañen en nuestros procesos sexuales. 

Cuando vivíamos en tribu y llegaba el momento de ser madres, el embarazo, el parto y la lactancia en principio, esta tribu de mujeres que nos sostenía. Además, al haber participado, como parte de la tribu, ya habíamos sido testigo de los procesos sexuales de nuestras compañeras. Ya habíamos acompañado a otras mujeres en sus embarazos, sus partos, sus lactancias y sus crianzas.

Hoy en día, las mujeres, en general, ya no convivimos con otras. Es decir, que el primer parto que presenciamos, usualmente es el nuestro. Además, cuando una mujer busca un embarazo, va a parir o quiere amamantar, pocas veces encontramos el apoyo para hacerlo. Por lo tanto no sabemos qué esperar y eso nos genera incertidumbre y ansiedad. Y nos encontramos con consejos, que se oponen a nuestro deseo.

Entonces, para qué sirve el acompañamiento?

Como doula del embarazo y puerperio, te acompaño:

  • Para llevar el embarazo que querés llevar, desde el disfrute de cada etapa.
  • Conectar con tu bebé, establecer el vínculo de manera temprana.
  • Prepararte para su nacimiento, entender el proceso del trabajo de parto o cesárea.
  • Asesorarte en formas no farmacológicas para atravesar las contracciones.
  • Colaborar con la búsqueda de los profesionales que querés que te acompañen.
  • Guiarte para que armes tu plan de parto.
  • Prepararte para el puerperio y las demandas de este nuevo cuerpo, mente y alma.
  • Entender las necesidades y procesos de tu bebé.
  • Trabajar en la lactancia, prendida correcta, buen acople y succión.
  • Conectar con esa certeza, de que podés hacerlo, de que sabés lo qué es lo mejor para vos.
  • Confiar en tu deseo, soltar expectativas.
  • Trabajar los miedos, los que vengan de vos y de tu historia, así como también, los que otros te traigan.
  • Poner en palabras todo lo que sientas durante el postparto.
  • Brindar información y asesoramiento en las decisiones que tomes.

 

Todo nacimiento es sagrado, sea cual sea tu elección. 

Quiero que tengas un encuentro maravilloso con tu bebé, recordandote tu propia fuerza para transitar este momento, en el que te transformás completa, en la madre que vas a ser.

Todas las mujeres deberíamos estar juntas en este camino. Donde tu intuición es la que manda y tu cuerpo el que materna, no estés sola. Tenés una de las misiones más importantes entre tus brazos. 

Rodeate de personas que te honren como la madre naciente que sos y respeten tu forma de parir y criar. 

Las mujeres tienen que poder decidir sobre su cuerpo y sus maternidades, con total libertad.

Recomendaciones Importantes

Por suerte, las nuevas tecnologías, nos acercan a pesar de estar lejos.

El acompañamiento se da de manera online, desde el lugar que estés, siempre que tengas una conexión a internet. 

Se pauta una entrevista inicial, para que me hagas todas las preguntas que quieras. Por lo general, esta sesion, dura aproximadamente 1hs.

A partir de esta sesión se decide si se da continuidad o no al acompañamiento y se pautan las sesiones siguientes. 

Hay opciones por 3 sesiones, por 6 o por 12 sesiones que pueden ser semanales o quincenales.

Para acceder a tu Primera Sesión, haz click debajo!